29 mayo 2009

Excursión valenciana

Me anima desde hace tiempo un internauta a hablar de los trajecitos de Gürtel, echando de menos esa referencia en un blog de política onubense/andaluza como éste, que por lo visto habrá de seguir rebasando fronteras para contentar al respetable. No problemo, salvo porque yo creo que lo de los trajes es lo de menos. La responsabilidad política de Francisco Camps y de la dirección nacional del PP en el escándalo de Correa y el Bigotes resulta tan palmaria que no entiendo bien a qué viene ese fervor penalista del PSOE, que está viciando/judicializando la esfera política nacional postulándose como una suerte de Ministerio Fiscal inclemente.
La imputación de el Curita, a mi juicio, es un asunto menor, demasiado accesorio teniendo en cuenta las cuantías de algunas las adjudicaciones de la Generalitat valenciana o los jaguars que se regalaban los unos a los otros, pero entiendo que haya opiniones bien distintas y mejor ponderadas. Por cierto: le recuerdo a los interesados que la noticia de aquel cochazo ignorado por Ana Mato, la esposa del presuntamente regalado, la adelantó un periódico llamado El Mundo.

Etiquetas:

2 comentarios:

Blogger Abel Sosa ha dicho...

Satisfecho Manué, tremendamente satisfecho. Gracias

29 mayo, 2009 17:42  
Anonymous Anónimo ha dicho...

La corrupción, en pequeña o en gran escala, siempre es corrupción. Si unos le regalaban trajes al Curita, era para agradecer algo, y si el Curita los cogía, era porque algo iba a dar o había dado.

16 junio, 2009 20:53  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal