16 octubre 2007

Velocidad de segundero

A veces las noticias las encuentras en las tenaces manecillas del reloj, en cómo sigue avanzando el tiempo sin tregua ocurra lo que ocurra, con indiferencia soberana. El pasado sábado, por ejemplo, nos desayunábamos con una de esas informaciones que se le pueden terminar atragantando a más de uno: el presidente del Patronato Provincial de Turismo y portavoz del PSOE en el Ayuntamiento de Lepe, José Prieto, suele disfrutar con su esposa de sus días de asueto en una casita prefabricada con piscina hundida en los suelos rústicos de Cartaya, hasta donde se extienden los dominios del comandante Juan Antonio Millán. Empieza entonces a contar el inclemente segundero. Tic-tac, tic-tac, tic-tac... Transcurre todo el lánguido sábado del puente sin que nadie salga a desmentir lo publicado con telefonazos crispadamente dignos y amenazas de que te voy a cucar a un juez de lo Penal. Tic-tac, tic-tac, tic-tac... El domingo interminable se acaba también sin que ni el responsable público acusado ni el corresponsable Ayuntamiento cartayero ni el partido que respalda siempre y en todo momento a ambos se atrevan a mover un solo dedo para desmentir, matizar o acaso justificar la mera posibilidad de que lo que no se le permitiría a cualquier hijo de vecino lo pueda estar haciendo un cualificado dirigente del PSOE onubense. Hacemos recuento y ya nos salen 48 horas completas de absoluto silencio, tanto oficial como oficioso. Y sigue el incesante tic-tac, tic-tac, tic-tac... El único que habla es Miguel Ángel Gea (el líder de IU en Cartaya, todo un especialista en soliloquios) y, a remolque, el concejal del PP que levantará también la mano cuando toque reprocharle en el pleno a Millán el relajante ejercicio de hacer la vista gorda. Mientras tanto, quién sabe si Pepe Prieto estuvo pegándose el último chapuzón de la temporada el pasado viernes, lanzándose a lo bomba sobre esa alberquita de ilegalidad absolutamente ajeno a la polémica que se iba a suscitar a la mañana siguiente y a la cola que puede traer este asunto. Porque estará meridianamente claro, digo yo, que uno que está obligado a luchar al máximo para que Huelva se convierta en destino turístico de primer nivel (entre otras cosas porque en ello le va el sueldo) en ningún caso podrá ser partidario de que cada aspirante a una segunda residencia le dé por construir a su antojo en medio del campo, porque aviados íbamos a ir. Ya lo dejaba entrever Barrero el otro día, antes de iniciarse el tic-tac: «Es esencial que se defiendan los intereses generales del sector por encima de los particulares que pueda tener un particular». Por cierto, ¿a alguien se le ha parado el reloj?


Publicado en EL MUNDO Huelva Noticias el 16 de octubre de 2007

Etiquetas: , ,

3 comentarios:

Anonymous Anónimo ha dicho...

Este artículo no tiene ni piés ni cabeza. No hay quien lo entienda y se parece más al comentario de un blogger pasado de vueltas que al artículo de un periodista serio.

16 octubre, 2007 17:20  
Blogger Manuel Mª Becerro Pérez ha dicho...

Acepto la crítica, cómo no. Entre otras razones de peso, porque no me importa lo más mínimo lo que me diga un anónimo sobre mi seriedad o sobre mi blog. Celebro, en todo caso, que algunos piensen más o menos lo mismo que yo. Te resumo, en definitiva, lo que dicen las agencias que ha dicho esta mañana la gente de IU.

«Cartaya (Huelva).- IU solicitó hoy la dimisión o la destitución del presidente del Patronato de Turismo de Huelva, José Prieto (PSOE), por estar inmerso en un expediente para construir en Cartaya (Huelva) una segunda residencia en suelo rústico.

En opinión del portavoz del grupo de diputados de IULV-CA, Rafael Sánchez Rufo, y el concejal de esta misma formación política del Ayuntamiento de Cartaya, Miguel Ángel Gea, "no es de recibo que un cargo institucional que intenta representar en Huelva la excelencia turística, el buen hacer en cuanto a la ocupación respetuosa del territorio y la ordenación del desarrollo turístico vaya a desarrollar este proyecto".

Además de solicitar que el peso de la legislación urbanística caiga sobre esta construcción ilegal de manera rigurosa y seria, Izquierda Unida cree que la presidenta de la Diputación Provincial, Petronila Guerrero, y los demás miembros del Patronato de Turismo deberían exigir el cese inmediato de Prieto al frente de la responsabilidad que ostenta en la actualidad, por no representarlo adecuadamente.

Calificaron de "penoso" que el Presidente del Patronato de Turismo que tiene que ganarse la confianza de los Ayuntamientos y agentes sociales de la provincia se haga "tristemente famoso" por la construcción de una segunda residencia en suelo rústico en el término municipal de Cartaya, algo que expresamente debe perseguir y denunciar cualquier estrategia moderna de desarrollo turístico».

Por contra, no he leído que nadie en absoluto haya salido aún en defensa de Pepe Prieto, y por supuesto que sigue el segundero avanzando. Tic-tac, tic-tac, tic-tac. ¿Te molesta el ruido o qué?

16 octubre, 2007 17:35  
Blogger zalacain ha dicho...

Es preocupante que los únicos que han dicho algo coherente en el caso de la casa de José Prieto en el campo hayan sido los de IU. ¿Dónde están los otros grupos políticos? ¿Dónde está el alcalde de Lepe? ¿Por qué se callan? ¡Que distintos los de IU de Cartaya de otros que conocemos en otros sitios!

28 octubre, 2007 19:00  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal