11 diciembre 2008

Los regalitos de Petronila


Hay cierta curiosidad y mucho morbo por ver cuánto se estira la Diputación Provincial este año de crisis económica en regalos para sus políticos. Tras el despliegue sin precedentes de finales de 2007, lo previsible es que sus Majestades de Oriente y Petronila Guerrero vuelvan a anticiparse a la ilusionante mañana del 6 de enero con algún que otro detallito para los diputados y diputadas provinciales de todo signo político, porque en esto del dispendio sí que se suele poner el celo en que no haya sectarismos ni descontentos infantiles. De momento, tirios y troyanos continúan con el contador a cero, pero es cuestión de esperar a que se celebre ese almuerzo exclusivo para los estómagos de nuestros máximos representantes en el Ayuntamiento de los ayuntamientos porque algo caerá, así que no desesperen. Y es que, lejos de lo que cabría imaginar, no todas las administraciones públicas han suspendido todas las comidas de confraternidad navideña, ni muchísimo menos. La Diputación de Huelva mantiene la tradicional comida de diputados donde el año pasado ¡tachán, tachán! a cada comensal le tocó en suerte una black-berry por la patilla, más un pequeño obsequio marroquinero para su acompañante a la recepción. Pero es que, previamente, hubo un reparto digno de Barbarroja: los veintitantos recibieron un cofre de dimensiones pantagruélicas, repleto de exquisiteces culinarias de la provincia, con chacinas, quesos, vinos, dulces… Lo que se dice una señora cesta de navidad al más puro estilo pirata que pudieron disfrutar los agraciados y sus respectivos familiares en sucesivos días. ¿Volverá a celebrarse el convite en la Hacienda Montija, donde también tuvo lugar el reciente homenaje gástrico que se dieron todos ellos y alguno más con ocasión del Día de la Provincia? Las apuestas apuntan en ese sentido, igual que unos cuantos sospechan que se ahorrará efectivamente en gastos protocolarios reduciendo el regalito a la entrega de una cesta de Navidad del tipo convencional, la misma que por desgracia muchos trabajadores onubenses van a dejar de recibir por primera vez en unos cuantos años tras haber sido puestos de patitas en la calle por el atribulado empresario que sea. No nuestros diputados provinciales, que van a poder ahorrar un pelín para juguetes con esta contribución material a la cena de Nochebuena de cada uno en su casa. ¿Le indigna a usted que eso se pague con dinero público?, ¿le repatea que incluso en días tan complicados para mucha gente no perdonen su copita los que tienen democráticamente garantizado el sueldo hasta 2011, cuando todos los expertos confían en que este caos económico ya esté superado? Pues recuerde el medio millón de euros presupuestado para el año próximo en comidas y santigüémonos.


Publicado en EL MUNDO Huelva Noticias el 11 de diciembre de 2008

Etiquetas: , , , ,

5 comentarios:

Blogger ercanito ha dicho...

Veo que en los despilfarros navideños es donde se debe hacer más recorte. No quiero ni pensar en el pastón que gastaremos este año en bombillas y consumo eléctrico para adornar las calles. En cuanto a las comidas, cada uno podía pagarse su cubierto, como hago yo, y si no, por lo menos dar una copa, y no un festival de la gula como es costumbre.
Un abrazo!

11 diciembre, 2008 11:02  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Para regalito el que les están brindando los propietarios a tus compañeros de El Mundo Huelva Noticias

12 diciembre, 2008 22:38  
Blogger Manuel María Becerro ha dicho...

Parece que te alegrara. Si es así, entiendo mejor tu anominato, porque hay que ser muy malnacido para eso.

12 diciembre, 2008 23:32  
Anonymous Anónimo ha dicho...

No me alegro ni mucho menos, lo que no entiendo yo es cómo se le puede ningunear desde un blog el respaldo público a los propios compañeros, porque desde luego en tus entradas no abundan, no ya las muestras de solidaridad hacia tus colegas, ni siquiera las referencias a la situación por la que vienen atravesando. Luego criticaremos la falta de cohesión entre el colectivo de periodistas ¿verdad?

13 diciembre, 2008 12:24  
Blogger Manuel María Becerro ha dicho...

Te aseguro que mis compañeros saben que cuentan con mi apoyo pleno, privada y públicamente. Y este blog lo voy a utilizar también en esta causa, no lo dudes, pero eso no quita que vuelque la última columna que he escrito en el periódico sobre los excesos de la Diputación de Huelva. Y todo lo firmo, con mi nombre y apellidos. Porque creo que hay que dar la cara siempre, ¿entiendes? En las duras y en las maduras.

13 diciembre, 2008 13:10  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal