29 marzo 2009

Oleoducto a la naranja

Si camina como un pato, vuela como un pato y suena como un pato, ¿por qué no concluir que se trata efectivamente de un pato? Si IU actúa como una organización patosa a más no poder, ¿por qué soñar con que surque el cielo de la política onubense?
Les pongo un ejemplo de libro sobre el comportamiento palmípedo de la organización liderada por Diego Valderas y Pedro Jiménez. ¿Se acuerdan nuestros lectores del cabreo morrocotudo que mostraba la dirección izquierdista hace varios meses con el trato que le dispensaban los servicios informativos de Canal Sur Televisión en el tratamiento de las noticias relativas al polémico oleoducto del industrial extremeño Alfonso Gallardo? Aquello se llegó a sustanciar en una queja presentada ante la Oficina de Defensa de la Audiencia (ODA) por el portavoz de IU en el Ayuntamiento serrano de Fuenteheridos, José Luis Pérez Tapias, que —en su calidad de responsable de comunicación de la ejecutiva andaluza, que lo fue— se limitó a constatar que, por ejemplo, en el informativo regional del 17 de julio, al abordar el asunto del tubarro negro ni se mencionaba la rueda de prensa que había ofrecido aquella misma mañana su partido para explicar su oposición al proyecto.
¿Se pueden creer que el Consejo Audiovisual de Andalucía (CAA) estimó la denuncia hace ya cuatro meses, esto es, que el órgano presidido ahora por Juan Montabes y antes por el catedrático onubense Manuel Ángel Vázquez Medel llegó a «advertir» a la RTVA en una resolución escrita que «en asuntos de interés general debe extremar su diligencia para evitar la discriminación en la difusión de noticias que, como en el supuesto de la queja, puedan producir una merma en el derecho de información a la ciudadanía andaluza»? ¡Y no sacan pecho por ello ni Valderas ni Pedro Jiménez ni el recurrente Pérez Tapias! Es directamente absurdo; como si uno pleiteara, ganara el juicio y finalmente pasase de pedir la ejecución de sentencia. ¿Para qué has gastado entonces tu tiempo y tus recursos en este asunto?
Si preguntas a la gente de IU sobre el sinsentido, te salen con que la recriminación a Canal Sur por su tratamiento informativo parcial en lo relativo a la conexión subterránea con la santeña Refinería Balboa coincide en el tiempo con el ascenso de rango de Pérez Tapias al cargo de secretario de Organización de la ejecutiva regional. Carta extraviada por lo tanto y a otra cosa, mariposa; como si un jefe indio pudiera renunciar a arrancarle la cabellera al general Custer.
Eso contraviene al menos el principio de Ockham, que se decanta siempre por la explicación más simple. Si escuchas un galope en la plaza de Las Monjas, has de pensar en un caballo rociero aunque, efectivamente, el ruido pudiera provocarlo una cebra o un ñu en plena estampida. Por ello, los que menean su colita en el agua fresquita acabarán servidos a la naranja. Antes de decir ¡cuak!


De 'El Rompecabezas Onubense', publicado en EL MUNDO Huelva Noticias el 29 de marzo de 2009

Etiquetas: ,

1 comentarios:

Anonymous Anónimo ha dicho...

Solo señalar que en Aljaraque tanto PSOE como IU han abierto cada organización un blog (blog de José Martín y blog de Rafael Sánchez) y parece que las relaciones de ambas fuerzas políticas están algo más que calentitas

03 abril, 2009 13:03  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal