19 marzo 2009

Las tres cosas

Tres cosas sobre la penúltima trifulca política de mi pueblo, Valverde del Camino.
Leo algunas crónicas que obvian el detalle de que la Policía Local impidió el lunes pasado el acceso de una serie de manifestantes al espacio reservado al público en el salón de plenos municipal aun estando bastantes asientos sin ocupar. En el último pleno del Parlamento andaluz sí pudieron sentarse en la siempre atestada tribuna de invitados varios mineros de Boliden que llevan varias semanas acampados a las puertas de la Cámara regional haciendo huelga de hambre y armando toda la bronca que pueden cada vez que ven al jefe del Gobierno autonómico o a los consejeros de Empleo e Innovación. La presidenta de la institución, Fuensanta Coves, sólo ordenó su desalojo cuando alguno le gritó a Chaves «cortijero» y «mentiroso» impidiendo efectivamente el normal desarrollo de la sesión. Hasta entonces estaban en su perfecto derecho de permanecer entre el público asistente con camisetas reivindicativas inclusive, igual que todos recordaremos que a Pilar Bardem y Aitana Sánchez-Gijón las desalojaron del Congreso de los Diputados en su día cuando empezaron a reprochar a grito pelao al último Ejecutivo de José María Aznar su nefasta política belicista. No antes, evidentemente. Porque el pueblo tiene perfecto derecho a asistir a una sesión plenaria, no a reventarla. Y si tratara de hacerlo, el que debe ordenar y dirigir tiene herramientas suficientes para reconducir la situación. No hará falta recordar la estampa de aquel primitivo Rodríguez Donaire con el brazo en cabestrillo hace una década. Preventivamente claro que se puede, pero no se deben adoptar medidas que conculquen derechos políticos sagrados de la ciudadanía. Porque así se socava una democracia.
Segunda: lamenta el alcalde y senador Pepe Cejudo «que vuelva a Valverde la etapa de Zaplana y Acebes»... Yo no lo termino de ver, la verdad. Me parece muy pero que muy desproporcionado el símil... ¿No será más bien que, equiparando al Guti y al Barri con esos dos ex combatientes de la política nacional, uno lo que quiere en el fondo es hacerse pasar por Zapatero y soñar tal vez con haberse rodeado de una Leire Pajín y de un Rubalcaba? Ínfulas.
Termino: interesante reflexión la de que se están utilizando a niños de cinco a ocho años para reventar los plenos municipales. El Ayuntamiento anuncia denuncia formal ante el Defensor del Menor (¿contra el PP o contra la «alentada» Escuela de Fútbol Base?). Más provecho se le ha intentado sacar al muy loable 'bebé medicamento' que curó a su hermano Andrés con la técnica de selección embrionaria. Ese paseíto por los pasillos del SAS y ante las cámaras de televisión del niño mayor cogidito de la mano de la consejera de Salud, María Jesús Montero, es la mejor prueba de la instrumentación de la infancia con fines políticos. A ver si algún Defensor se toma interés en el caso; de oficio. A escala local, todavía recuerdo a los históricos de IU echando fuego contra la concejala Lucía Mantero por llevar a las niñas de su ballet a repartir claveles en mítines del PSOE incluso con la autorización militante de sus padres.
La marea; que a veces baja, pero luego vuelve a subir. Siempre.

Etiquetas: , , , , , ,

18 comentarios:

Anonymous Anónimo ha dicho...

No es lo mismo, sr. Becerro, dar vida a un niño para salvar a otro y publicitarlo como medio de esperanza para otros padres (es una lectura no politica por mi parte), que utilizar niños para que insulten o amenacen (como los usó la Escuela de Futbol Base). La diferencia es ABISMAL, si no la quiere o puede ver es que usted tiene un problema...
No hablo de intereses politicos, sino de aspectos que atañen al comportamiento social a a lo meramente educativo.
Un Saludo

19 marzo, 2009 13:27  
Blogger Manuel María Becerro ha dicho...

Estoy de acuerdo contigo. Plenamente. Pero es que yo no he dicho en ningún momento que sea lo mismo. Digo que políticamente se ha instrumentado para sacarle partido al asunto, que lo del "medio de esperanza para otros padres" es demasiado adanista. Y que a mí me parece magnífico que los padres salgan en las fotos y en las televisiones bendiciendo al SAS y poniendo a caldo a la Iglesia, pero que no pongan a los niños por delante, porque no es necesario en absoluto. Más aún cuando hay un debate social enconado (no promovido por mí, desde luego) y ciertos sectores fundamentalistas ven cuasidelictivo a ese bebé y a ese niño en principio curado y perfectamente identificable a día de hoy por la calle. Quién sabe si mañana querrán estudiar qué te digo yo: en los salesianos. O hacerse curas, vete tú a saber. ¿Para qué exponerlos a los malditos prejuicios?

Pero voy más lejos. Imagine, señor anónimo, que la cosa hubiera salido mal, fatal o peor. Que la técnica no hubiera surtido los efectos deseados. Y que los padres, indignados, hubieran recurrido a Abc, a El Mundo, a Telecinco o a donde consideraran más oportuno para poner a caldo a la sanidad pública andaluza con el par de niños al lado. ¿Cree usted que no se censuraría desde el poder autonómico la visualización de esos menores de edad, aun cuando fuera no ya autorizada, sino exigida, por los mismos padres agradecidos? ¿No se nos criticaría abiertamente a los medios de comunicación por la difusión de esas imágenes?

¡Ah!, que sólo hay que difundir valores positivos... Pregunto: ¿y quién lo decide así y con qué motivos? Es más, en ese tipo de desgraciadas circunstancias (sólo hipotéticas en este caso) es cuando las familias se quedan absolutamente solas y desamparadas, cuando más necesitan el calor social porque las administraciones los dejan en la intemperie más absoluta. Ahí no va la consejera de Salud a hacerse la foto.

Si eres capaz de ver que se "usa" a la Escuela de Fútbol Base y no a ese bebé que yo me alegro tanto o más que tú de que haya salvado la vida de desahuciado su hermano, a ver quién tiene aquí el problema. Saludos.

19 marzo, 2009 13:50  
Blogger Manuel María Becerro ha dicho...

Y una cosa más: ¿niños valverdeños de cinco a ocho años están en condiciones de amenazar a concejales hechos y derechos? ¿Qué gritaban: 'Willy Willy Willy / sabemos dónde vives'? Demasiada precocidad delictiva detecto en los 'niños-insulto' de la Escuela de Fútbol, ¿verdad?

19 marzo, 2009 17:09  
Anonymous macu ha dicho...

Hoy los dos manolos me habéis echo reir un poco. Entre los comentarios del blog de manolo sobre la piscina y la tuya, estáis hoy que os salíis. La macu

19 marzo, 2009 17:29  
Blogger Manuel María Becerro ha dicho...

Recordemos el delicioso diálogo de El nombre de la rosa, de Umberto Eco:

—La risa es un viento diabólico, que deforma las facciones y hace que los hombres parezcan monos.
—Los monos no ríen. La risa es un atributo humano.
—Como el pecado.

:-)

19 marzo, 2009 17:53  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Manolo por tu condición de jurista no practicante, sabes que impedir el acceso de los ciudadanos a un pleno, vulnera claramente la ley. Es mas, es constitutivo de ilícito penal, tanto la de los municipales (es el rango que merecen estos indocumentados con uniforme), como del político que dicta la orden. NO SE PUEDE IMPEDIR EL ACCESO DE CIUDADANOS A UN PLENO.
En el cortijo valverdeño del señorito Cejudo, desgraciadamente esto no es noticia, en democrácia es un atentado.
Valverde de mi valverde...escuela de Garzones y truanes.

Ramón López García

19 marzo, 2009 18:07  
Blogger Manuel María Becerro ha dicho...

Si se justifica excepcionalmente, no creo que sea una medida penalizable, en absoluto. Otra cosa es que, en el caso que nos ocupa, mediaran esas razones absolutamente extraordinarias para denegar el acceso de cuantas personas cupieran en los asientos del público.
Por lo demás, Ramón, perdona que te diga que suena muy pero que muy mal esa versión libre del pasodoble. Mi pueblo ha sido escuela de mucha más gente de la que podemos imaginar tú y yo. Saludos.

19 marzo, 2009 18:22  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Dice usted que los niños de 8 años no tienen capacidad para amenazar a un hombre hecho y derecho. Por supuesto, pero, ¿no le resulta triste que se arengue a un crio y se le anime a que insulte o se le premie por ello? ¿Que valores le estamos dando a estos niños? desde pequeñitos estan aprendiendo que la via para conseguir las cosas es la violencia verbal (que acabará transformandose en fisica, seguro) y creo que ese no es el camino.

Si a usted le parece normal y no le da importancia a que su hijo de ocho años llame "Hijoputa" y otras ocurrencias a voces a un mayor, es su hijo y lo educa como quiere, pero yo no quiero que el mio aprenda esos valores. Despues vienen las palizas en los campos de futbol como las del pobre arbitro de Sevilla...
Eso, desde mi punto de vista, es lo criticable aquí. Pero bueno, a quien van a matar, si son niños...no creo que cumplan sus amenazas...total, solo tienen 8 años.
Un saludo

19 marzo, 2009 20:08  
Blogger Manuel María Becerro ha dicho...

Menos mal que el Tribunal Supremo ha obligado finalmente a todos esos extraviados a ir a Educación para la Ciudadanía, donde seguro que los reconducirán para que aprendan a aplaudir a sus corporaciones locales, que es lo que corresponde...

¿No nos damos cuenta de que, a fin de cuentas, lo que están haciendo esos chavales (manipulados por el PP si ustedes quieren) es llevar el partido de fútbol a la puerta del Ayuntamiento? Ojalá se educara en valores en los campos. Pero es pretencioso lo de ponerles el césped artificial y pretender que nos traten de excelentísimos.

Por lo demás, hijoputa es lo mínimo que se despacha en este pueblo y en esta comunidad autónoma. ¿Lo aplaudo? No. Pero que tampoco soy el que organiza luego galas de deporte para ponerles medallas al cuello a todos ellos, ni felicité jamás a la Escuela de Fútbol Base por su trabajo desinteresado y su contribución al deporte base, ni tengo un chiquillo futbolista que aspire a romperle la tibia al concejal de Deportes.

O sea: que ni es mi problema ni he alimentado a la bestia. La lejía con la que tenga que lavarse la boca, que se la subvencione el Ayuntamiento o la pague cada padre. Pero que no me vengan a mí ahora con maleducados a los que, en todo caso, sufriré en la misma medida que el equipo de gobierno. Es lo que me faltaba ya...

No mezclemos churras con merinas, por favor. Yo he comparado utilizaciones políticas de menores, nada más. Decir que el PP es el que ensucia la boca de la chavalería, que si soltaban el grito de 'hijoputa' es por órdenes de la derechona, me temo que es darle más poder a Loles López Gabarro que el que tiene.

Saludos renovados.

19 marzo, 2009 20:30  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Desgraciadamente, no es su problema, ni el mio. ES problema de todos.
Aceptar que hijoputa es normal que se diga en Valverde por un niño es ponerse a la misma altura ideologica que la diputada Nebrera (o como sea) con el acento andaluz. Desgraciadamente es asi.
Lo de mezclar churras...pide que no lo haga, pero usted hace alarde de ello, aunque muy disimulado. A mi se me nota mas, sera que no soy como usted licenciado en periodismo y se nota mas cuando las mezclo.
Pero bueno, no es su problema.

Por cierto, en educacion para la ciudadania no me enseñan a aplaudir a nadie. Me dan las herramientas para decidir libremente a quien dedico mi aplauso. ESa es la diferencia... y parece que es lo que os da miedo.


Otro saludo.

19 marzo, 2009 23:40  
Blogger Manuel María Becerro ha dicho...

Vayamos terminando, ¿te parece?

1) Constatar no es aceptar.

2) Si convenimos que la Cope es responsable de todo lo que dice Jiménez Losantos por tenerlo contratado por las mañanas, la Ser es responsable de aquélla y de otras barbaridades de Nebrera.

3) Para mezclar churras con merinas, basta con ser pastor, un mal pastor. Fíjese que yo no soy ni licenciado en Periodismo y me está acusando de meterle las cabras en el corral. Ver para creer.

4) ¿A mí me incluyes entre esos plurales miedosos a la asignatura Educación para la Ciudadanía? Por favor... Lo que digo es que he escuchado a dirigentes de primer nivel del PSOE vendiendo públicamente (más de una vez) EpC como la solución definitiva de todos los problemas de la sociedad, incluida la violencia de género. Y a mí me da que la chavalería de Valverde va a seguir diciendo hijoputa a todo el que le rodea y mandando paquetes-bomba a sus representantes democráticos municipales. Hay demasiadas herramientas quizá a disposición de los niñatos, y ahí puede estar el problema.

Estoy cansado de este debate. ¿Cambiamos? Saludos.

20 marzo, 2009 10:04  
Blogger Almanzurbillah ha dicho...

... extenuante contienda.

A lo que yo iba: el pueblo de Valverde necesitaría un "Ña Ña.net", ¿no te parece?

20 marzo, 2009 14:52  
Blogger Manuel María Becerro ha dicho...

Creo que me pasa lo que a ti: me encantaría leerlo, pero hacerlo ni puedo ni en el fondo quiero. Recuerda el lema: 'Primer y último fanzine de Valverde'. ¡Que nos pinten la cara!, ¿no?

20 marzo, 2009 15:11  
Blogger Abel Sosa ha dicho...

Tu perspectiva crítica hacia la educación para la ciudadanía viene desde tu campo de trabajo, o es personal?

21 marzo, 2009 16:52  
Blogger Manuel María Becerro ha dicho...

¿Me estás preguntando si opino lo que opino o el periódico en el que trabajo opina a través mía? Evidentemente que el que opina soy yo, en exclusiva. Lo que digo es que el ciudadano (niño y adulto) o se educa en la calle o nunca será educado. En las aulas se pueden trazar mundos felices, pero tarde o temprano siempre acaba sonando la sirena. Ahí es donde tenemos que estar vigilantes. Con nuestro comportamiento personal para empezar.

21 marzo, 2009 16:59  
Blogger Abel Sosa ha dicho...

No, como jurista me refiero, es decir, como maestro en leyes, evidentemente no me refería a tu profesión de sustento.
Por otro lado estamos muy equivocados, los maestro, profesores y demás material de diversa índole ( llamémosle libros, ordenadores, mobiliario, etc,,) sirven única y exclusivamente para enseñar y dar conocimiento de las cosas y el mundo que nos rodea, si es cierto que dependiendo de a donde se mire, será una enseñanza de un tipo u otra, pero la educación es una tarea de los padres, familia y, de los demás miembros de la sociedad circundante de cada individuo.
Saludos

21 marzo, 2009 17:35  
Blogger Manuel María Becerro ha dicho...

Como simplísimo licenciado en Derecho (sin magisterio alguno), opino que si fuera inconstitucional una asignatura tan flojita como EpC terminan cayendo todas las ciencias sociales. Saludos.

21 marzo, 2009 17:45  
Blogger Abel Sosa ha dicho...

No, lo digo como jurista, es decir, como abogado o conocedor de la ley y no como trabajador de un periodico que no esconde su corte político ( al igual que todos ) o sólo simplemente como opinión personal al margen de las dos.
Por lado estamos muy equivocados, el profesorado, asi como el material de cualquier tipo sirven única y exclusivamente para la enseñanza de las cosas y el mundo que nos rodea, la educación es tarea de los padres, familia y sociedad circundante de cada individuo.
Saludos

21 marzo, 2009 17:45  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal